Archivos de la categoría Cronicos

Un modelo sanitario para atender al paciente crónico obtiene el respaldo del Ministerio de Sanidad y 16 Comunidades Autónomas


Quiero trasmitiros las sensaciones tan positivas que he recibido de la Conferencia Nacional de Crónicos celebrada el día 20 en Sevilla patrocinada y organizada conjuntamente por SEMI y semFyC con el apoyo de tres Consejerías la de Andalucía, Comunidad Valenciana y País Vasco que facilitaron la adhesión de todas las Comunidades Autónomas a este evento. Se firma la Declaración de Sevilla, un documento elaborado por la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI) y la Sociedad Española de Medicina Familiar y Comunitaria (semFYC)

Asistieron los Consejeros de Salud de las 3 CCAA co- organizadoras al acto
inaugural, el Secretario de Estado de Sanidad presentó el compromiso del
Ministerio para desarrollar una estrategia nacional y la Ministra de
Sanidad asistió a la clausura. Hubo una asistencia masiva que casi desborda
la capacidad de la sala con casi 300 asistentes consiguiendo la asistencia
de representantes de la mayoría de CCAA, de más de 50 expertos, más de 20
sociedades científicas profesionales y asociaciones de pacientes y la
asistencia de presidentes y miembros de sociedades de medicina interna y
medicina de familia.

El Ministerio de Sanidad y los servicios de salud de todas las comunidades autónomas -salvo Murcia, que queda pendiente de su adhesión- han suscrito la declaración de Sevilla, un documento de consenso elaborado por los profesionales sanitarios para dar un giro al tratamiento del enfermo crónico. El documento, elaborado por la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI) y la Sociedad Española de Medicina Familiar y Comunitaria (semFYC), idea unas pautas comunes para ir incluyendo en los servicios de salud para contrarrestar el aumento de los enfermedades crónicas que, según la declaración, serán la principal causa de discapacidad en 2020 y que sobre el año 2030 se doblará la incidencia actual. A la propuesta de esas sociedades científicas se han suscrito también más de una decena de sociedades, asociaciones y federaciones (SEMERGEN, SEMG, la Federación de Asociaciones de Enfermería, la Asociación Andaluza de Enfermería Comunitaria, la Asociación de Enfermería de Cuidados Paliativos, la Sociedad Española de Cuidados Paliativos, la Federación Española de Hospitalización a Domicilio, la Sociedad Española de Farmacéuticos de Atención Primaria, la Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria, el Consejo General de Diplomados de Trabajo, la Sociedad Española de Calidad Asistencial, la Sociedad Española de Directivos de Salud, Sociedad Española de Salud Pública y Administraciones Sanitarias, la Sociedad Española de Informática de la Salud y el Foro de Pacientes).

La declaración de Sevilla, que se suscribió en la Conferencia Nacional para la Atención al Paciente con Enfermedades Crónicas que acogió el Hospital Virgen del Rocío de Sevilla, plasma las líneas maestras de un nuevo modelo organizativo del sistema sanitario. Para ello, han dividido el documento en tres pilares. El primero de ellos, centrado en el paciente y la comunidad, reclama la implantación de actividades de prevención y promoción de la salud, la identificación de la población vulnerable o que es más proclive a contraer enfermedades crónicas, el autocuidado y un mayor protagonismo de las enfermeras.

Sobre la organización del sistema, la declaración apunta en la dirección de dar a la Atención Primaria el papel de eje coordinador de los servicios sanitarios. Además, propone consolidar aún más la alianza entre médicos de familia e internistas, así como el personal de enfermería de ambas especialidades. También solicita reforzar las tareas de trabajadores sociales, farmacéuticos y otros profesionales en pos del cuidado al paciente crónico.

Además, la declaración de Sevilla pide un salto tecnológico con la creación de una historia clínica electrónica única por paciente, que debería ir más allá de permitir el registro de información, sino que además facilitara la comunicación de los profesionales y el acceso de información de gestores y clínicos.

“Es el principio de una estrategia que esperemos que en los próximos meses se pueda ver refrendada por los primeros planes integrales autonómicos de atención a los pacientes con patologías crónicas”, ha señalado el doctor Domingo Orozco, coordinador del comité organizador de la conferencia.

Esa determinación también la ha transmitido la ministra de Sanidad, Leire Pajín, que ha clausurado la conferencia, que calificó de “histórica”. Así, se ha sumado a una alianza que considera “una máxima prioridad” dado que de su éxito dependerá “el futuro y la sostenibilidad del SNS para los próximos 20 años”.

Rafael Bengoa inicia con 50.000 enfermos crónicos la reconfiguración del sistema sanitario del País Vasco


Os trascribo esta interesante noticia del Diario Medico

El consejero anuncia 14 proyectos estratégicos que posibilitarán que Euskadi sea la primera comunidad del Estado en lanzar de forma estructurada la reforma de la prestación de la cronicidad

Bilbao (3-6-2010).- “Las medidas de ahorro que se están tomando en España y en Euskadi son coyunturales, pero si se quiere mantener un sistema sanitario como el actual debemos adoptar otras medidas encaminadas a optimizas los recursos existentes y hacer sostenibles el sistema”, ha explicado el consejero de Sanidad del Gobierno vasco, Rafael Bengoa, en la inauguración del Congreso Internacional de Crónicos que se está celebrando en Bilbao con la participación de destacados ponentes internacionales.

Bengoa aprovechó el evento para anunciar que el pistoletazo de salida de su Plan de Atención al Paciente Crónico en el País Vasco empezará a ser visualizado la semana próxima con la puesta en marcha del proyecto piloto para que 50.000 vizcaínos con enfermedades crónicas puedan conectar con la Sanidad Pública a través de sms, teléfono y correo electrónico, lo que permitirá, según recalcó, hacer desde casa algunas de las tareas para las que hasta ahora era necesario desplazarse al centro de salud.

La puesta en marcha del centro multicanal tendrá un presupuesto inicial de seis millones de euros, “aunque el objetivo es que al final de la legislatura llegar a los dos millones y medio de vascos, por lo que el presupuesto se irá incrementando”. El objetivo es “tener a todo el mundo conectado”, ha señalado Bengoa, quien ha bromeado con que no se pretende convertir a los pacientes en ‘cibercardíacos’.

Esta experiencia forma parte del proyecto para reorientar la Sanidad Pública vasca hacia la atención a los pacientes crónicos,que se materializará “de forma inminente, la semana proxima”, recalcó el consejero, al tiempo que mostró su satisfacción porque Euskadi se convierta en la primera comunidad del Estado que lanza “de forma estructurada la reforma de la prestación de la cronicidad”. Para ello Osakidetza cuenta con 20 ‘enfermeras enlace’ -el objetivo de Bengoa es que al final de la legislatura haya 300 formadas- que ayuden a los pacientes en su relación con el sistema sanitario.

Bengoa ha reconocido que el sistema sanitario vasco está muy bien diseñado para la atención de problemas de salud puntuales, denominados agudos, pero presenta “notables carencias” para atender a los enfermos crónicos. Por ello, ha explicado que el objetivo es poder contar con un modelo más preventivo que permita intervenir sobre los enfermos “mucho antes para evitar complicaciones”.

En este sentido, ha explicado que a pesar de que la idea de esta reforma no es “ahorrar”, “a largo plazo habrá ahorros” ya que la gente “no estará continuamente ingresando”.

Identificación de riesgos

Según datos facilitados por el consejero, el 80 por ciento de las intervenciones que se practican en los hospitales del País Vasco están directamente relacionadas con la cronicidad, que genera además el 77 por ciento del gasto sanitario. Ello supone que cada vez que el Gobierno vasco destina tres euros a reforzar el presupuesto de Sanidad, dos tienen que invertirse en la atención de los pacientes crónicos.

El responsable de la Sanidad vasca ha resaltado además que este no es un hecho aislado, sino que supone “más que un problema, un desafío al alza” ya que según revela un estudio reciente, la cifra de ciudadanos vascos de 45 a 64 años con algún tipo de dolencia crónica creció en 90.000 personas entre 1997 y 2007. “las estimaciones apuntan a que en sólo una década, en el año 2020, dos de cada tres muertes estarán directamente relacionadas con este tipo de afecciones”, ha dicho.

Asimismo, Sanidad estratificará a la población con el objetivo de tener identificados a los pacientes que necesitan de mayor atención. Según ha explicado Bengoa, el sistema se asemejará a los de las aseguradoras, que realizan partes de los accidentes o incidencias que se tienen para conocer qué patologías o enfermedades son las más habituales.

El investigador y doctor Gontzal Grandes, por su parte, ha dado a conocer en el seno de la conferencia internacional ‘Transforming Healtf Systems for Chronic Patients. The Challenge of Implementation’ los cuatro proyectos de investigación que se están desarrollando en el seno de la atención primera de Osakidetza. El experto ha señalado que gracias a la investigación epidemiológica se sabe que los principales factores de riesgo que inciden en las enfermedades crónicas más prevalentes son el sedentarismo, el seguir una dieta excesiva o inadecuada, el tabaquismo y el consumo inmoderado de alcohol.

Por ello, en estos momentos se están desarrollando cuatro nuevos proyectos relacionados con la prevención de las enfermedades crónicas. Dos de ellos están dirigidos a la promoción de la salud en general, mientras que los otros dos están orientados a la prevención de la diabetes y la depresión. “La carga de enfermedad que generan los trastornos mentales, especialmente la depresión es enorme y su impacto sobre la calidad de vida de los pacientes y sus familias es brutal”, ha explicado.